EL ÁRTICO: ESCENARIO GEOPOLÍTICO EMERGENTE

A pesar de ser un territorio de clima indómito (o precisamente por ello), el océano más pequeño de todos los existentes, el Ártico, ha ocupado un lugar secundario en las ansias de dominación de las grandes potencias internacionales. Sin embargo, esto esta cambiando rápidamente por efecto del cambio climático y del adelgazamiento del hielo polar, que se derrite más y por más tiempo, dejando al descubierto nuevas rutas y recursos naturales por explotar (se estima que la zona contiene entre el 16 y el 24% de las reservas no descubiertas de gas y petróleo). Diversos estados reclaman la soberanía de áreas árticas, si bien la más activa actualmente es RUSIA, que también tiene más a ganar en el corto plazo. También aumentan las voces que reclaman que Washington impulse su estrategia de seguridad ártica. En 2018, también Beijing presento una estrategia nacional para el Ártico, donde no tiene costa, pero si grandes intereses; una ruta ártica reduciría la duración y el coste con respecto a las rutas actualmente existentes.

LA GEOPOLÍTICA EN AGUAS REVUELTAS: DISPUTAS MARÍTIMAS Y ENERGÍA

Como todas las fronteras, los límites bajo control estatal son, también en el mar, construcciones mentales basadas en el acuerdo –o la imposición– entre las partes implicadas. Más aún que en tierra firme, los límites en el mar son imprecisos y a menudo, pueden ser fuente de discordia. A partir del s. xx y en particular a partir de la aprobación de las Convenciones de Ginebra sobre la Ley del Mar de 1958 y particularmente con la posterior UNCLOS, de 1982, los estados han intentado ordenar el régimen de control del espacio marino. Sin embargo, transformaciones como la evolución de las rutas del comercio global y de las tecnologías de prospección y extracción de energía han generado nuevos incentivos para los estados para proyectar su influencia sobre el océano (la economía azul). Como en todo acuerdo, la confianza entre las partes es determinante para alcanzar acuerdos, por lo que la emergencia de nuevas potencias interesadas en alterar el statu quo traslada incertidumbres al mar, reactivando o agudizando conflictos que, en algunos casos, llevan décadas –si no siglos– enquistados. La energía, por ejemplo, es en este contexto una oportunidad para la concertación (en caso de acuerdo) o para el conflicto (en caso de desavenencia).

GEOPOLÍTICA DE LA SALUD: LAS VACUNAS COMO ARMAS DE PROTECCIÓN MASIVA

La pandemia ha actuado como acelerador de muchas de las tendencias apuntadas a finales de 2019, como el retorno del nacionalismo estatal frente al globalismo, la rivalidad entre grandes potencias (en particular, EEUU y China) y la tensión de las alianzas. La carrera por la vacuna ha sido ejemplo de cooperación internacional (entre estados, pero también entre el sector público y privado), y también, de competencia. A nadie escapa la dimensión geopolítica y diplomática de la vacuna, expresada a través de una política de donaciones a socios, vetos a vacunas de potenciales rivales o regularización selectiva de vacunas que integren el certificado vacunal. Así, toma especial interés, ¿quién distribuye qué vacuna?

EL IMPACTO DE LA PANDEMIA SOBRE LAS MIGRACIONES Y EL ASILO EN EUROPA

Desde la masiva llegada de más de 1 millón de solicitantes de asilo a la UE en 2015 en el transcurso de la denominada crisis de los refugiados, las solicitudes de asilo han ido disminuyendo progresivamente hasta las 471.000 solicitudes de asilo recibidas en 2020. La caída más importante se ha producido precisamente en 2020, con un 33% menos de solicitudes respecto a 2019 (698.000). Según la Oficina Europea de Apoyo al Asilo (EASO), esta caída se debe principalmente a las restricciones de movilidad y no al hecho que haya menos personas necesitadas de protección internacional. Según los expertos, en esta caída también han influido las medidas más restrictivas adoptadas por la UE y sus estados miembros en colaboración con paises terceros, de origen y de transito, sobre todo en las rutas oriental y central del Mediterráneo.

EL IMPACTO DE LA PANDEMIA DE LA COVID-19 EN LA UNIÓN EUROPEA

Desde la llegada a territorio de la UE –a Francia– el 24 de enero de 2021, la pandemia ha tenido un impacto desigual en los 27 estados miembros. Los casos iniciales fueron detectados en Francia y Alemania, con un número de infectados relativamente bajo. Sin embargo, la alarma saltó la tercera semana de febrero, cuando se detectó un gran brote infeccioso en el norte de Italia, lo que provocó una rápida expansión del virus; el 13 de marzo de 2020, la Organización Mundial de la Salud declaró a Europa como el nuevo epicentro de la pandemia global. A mediados de marzo el virus ya se había extendido por todo el continente, con Italia y España como los países más duramente golpeados.

FOLLOW THE MONEY: ¿QUÉ ES Y CÓMO SE DISTRIBUYE EL FONDO EUROPEO DE RECUPERACIÓN?

EL FONDO DE RECUPERACIÓN DE LA UE (NEXTGENERATIONEU) es el fondo que la UE ha puesto a disposición de los 27 estados miembros para afrontar las consecuencias económicas causadas por la pandemia de la COVID-19. Cuenta con 750.000 millones de euros y está incluido en el Marco Financiero Plurianual (MFP) para el período 2021-2027 con un importe total de 1,8 billones de euros. NGEU se centra en áreas como la transición ecológica, la transformación digital, la educación o la mejora en la protección social. Para financiarlo, la Comisión Europea emitirá deuda en los mercados con el respaldo del presupuesto comunitario. En el marco de la iniciativa se crean dos mecanismos financieros: el Mecanismo para la Recuperación y la Resiliencia, y la Ayuda a la Recuperación para la Cohesión y los Territorios de Europa (REACT-EU). Los pagos se efectuarán a más tardar el 31 de diciembre de 2026.

ROBOTS SOLDADO: ¿UN FUTURO INEVITABLE?

La combinación de diversas tecnologías, como la robótica y la inteligencia artificial, abre la posibilidad cada vez más cercana de que los ejércitos desplieguen dispositivos armados autónomos capaces de actuar sin la intervención humana directa. Sus defensores argumentan que podrían evitar muertes, llevando a cabo tareas peligrosas (como el desminado o las tareas de rescate). Sin embargo, los riesgos parecen mayores que las potenciales ventajas, entre ellos, el de volatilizar súbitamente los actuales equilibrios geopolíticos y el valor de la presencia militar sobre el terreno.

INTELIGENCIA ARTIFICIAL: RIESGOS Y OPORTUNIDADES

La Inteligencia artificial (IA) es uno de los sectores tecnológicos más prometedores y con mayor potencial para transformar nuestra cotidianidad. Sin embargo, presenta también riesgos importantes, en función de factores como la regulación, el debate ético y la distribución, igualitaria o no, de los beneficios de esta tecnología. A la estela de Finlandia, son ya una treintena los países que han lanzado una estrategia nacional de IA.

EL CAPITALISMO DE PLATAFORMA: HACIA UNA ESPIRAL DE GANANCIAS

En muy poco tiempo, un pequeño grupo de grandes corporaciones dedicadas a la agregación de servicios y a la creación de comunidades, han escalado hasta las primeras posiciones de la élite empresarial. A diferencia de 2008 –año en que la mayoría de las grandes empresas eran energéticas y tan solo una era tecnológica, hoy, siete de las primeras grandes corporaciones mundiales son plataformas tecnológicas. EEUU es el país más beneficiado por este modelo, que además se retroalimenta, ya que emplea el análisis de datos –que se incrementan a cada día que pasa– para predecir preferencias de consumo, explotarlas y manipularlas con fines comerciales o, incluso, con la intención de controlar el comportamiento de los generadores de datos.

PROTESTAS EN HONG KONG: EL GRAN DESAFÍO AL GOBIERNO DE BEIJING

el anuncio de la Ley de Extradición en 2019, que decretaba el traslado de detenidos a la China continental para su juicio -minando de facto la justicia de Hong Kong- provocó un clamor popular que dio origen a la ola actual de protestas. La retirada de la Ley, en octubre, no pudo poner fin a las protestas, que seguían reclamando la destitución de la Jefa Ejecutiva, Carrie Lam y la satisfacción de cuatro de las “Cinco demandas” restantes.